El cerumen, esa sustancia de color marrón amarillento producida por las glándulas del oído externo, puede evocar el factor asqueroso para muchas personas, pero en realidad tiene un propósito bastante importante. Aprende para qué sirve, cómo controlarla y qué hacer si se convierte en un problema.

¿Por qué hay cera en el oído?

La cera del oído, también llamada "cerumen", es el resultado de las secreciones de las glándulas ceruminosas del conducto auditivo externo. Estas secreciones ayudan a lubricar el conducto auditivo y a mantener un entorno ácido que frena el desarrollo de bacterias y hongos perjudiciales.

Los movimientos de la mandíbula inferior -hablar o masticar, por ejemplo- mueven continuamente el cerumen hacia el conducto auditivo externo, ayudando a limpiar el oído y a expulsar el exceso de cera.

La vida sin cerumen sería mucho menos cómoda; no sólo ayuda a mantener limpio el conducto, sino que evita que la suciedad y otros residuos lleguen al tímpano y lo dañen. Además, el cerumen puede ayudar a evitar la sensación de picor y sequedad en los oídos.

Los niveles de cerumen varían considerablemente de una persona a otra. La cantidad típica producida puede variar según la edad o el sexo, así como otros factores.

Obstrucción del cerumen

¿Cuándo se debe eliminar el cerumen?

Normalmente, no es necesario eliminar el cerumen; los oídos se encargan naturalmente de esa función expulsando el exceso.

Sin embargo, a veces las glándulas del oído pueden producir más cera de la necesaria, y puede producirse una obstrucción por cerumen. Las personas que utilizan audífonos, llevan tapones o se introducen objetos como bastoncillos de algodón en los oídos pueden ser más propensas a estos problemas.

Alrededor del 10 por ciento de los niños y más del 30 por ciento de los pacientes mayores y con discapacidades cognitivas tienen un exceso de cera en los oídos, según un informe publicado por American Family Physician. La acumulación excesiva -más de lo que el oído puede eliminar de forma natural- puede causar uno o más síntomas como los siguientes:

  • Picor, olor o drenaje
  • Pérdida de audición parcial
  • Sensación de oído tapado o de plenitud en el oído
  • Zumbidos, pitidos o zumbidos en los oídos, o acúfenos
  • Dolor en el oído
  • Vértigo, mareos o problemas de equilibrio

Cuando el cerumen se acumula hasta el punto de causar dolor u otros síntomas, o de impedir un examen profesional del oído, es el momento de limpiarlo.

¿Qué hay que hacer y qué no hay que hacer en la limpieza de los oídos?

Utilice un paño suave y caliente - después de lavarse o ducharse - para eliminar las cantidades normales de cera en el oído externo, si es necesario.
Ablande suavemente el cerumen con gotas de aceite de oliva caliente, aceite de almendras, agua o una solución comercial para eliminar grandes cantidades de cerumen o un tapón de cerumen.
Intente irrigar el oído enjuagándolo suavemente con agua.
NO use velas para los oídos, que pueden causar lesiones graves y no han demostrado ser eficaces en los ensayos clínicos limitados.
NO introduzca bastoncillos de algodón u otros objetos en el oído; pueden causar lesiones y empujar la cera más adentro del canal auditivo.

Qué hacer y qué no hacer con el cerumen

¿Cuándo debo acudir a un audioprotesista?

A veces, la acumulación de cerumen requiere la atención de un profesional que pueda examinar sus oídos, determinar la naturaleza del problema y personalizar un tratamiento.

El tratamiento puede incluir la prescripción de gotas para los oídos, la aplicación de agentes que disuelven la cera, el uso de una técnica de succión o la aplicación de otra solución adecuada.

Consulte a su audioprotesista si se da uno o más de los siguientes casos:

  • Sus síntomas persisten, especialmente el dolor o la pérdida de audición
  • Los remedios caseros parecen ineficaces
  • La acumulación de cera en los oídos está bloqueando el canal auditivo
  • El tímpano puede estar perforado o pinchado

Si usted o un ser querido está experimentando problemas con el cerumen, póngase en contacto con nosotros para una evaluación y opciones de tratamiento personalizado para sus necesidades individuales. Podemos ayudar con todas sus preguntas y preocupaciones.

Comienza tu viaje hacia una mejor audición

Solicite una cita con uno de nuestros audiólogos hoy.

Contáctenos